EL BLOG DEL COLUMNISTA PSICÓPATA


Sinvergüenzas, caraduras, golfos y enchufados; vagos, indolentes, incompetentes y perezosos; corruptos, corruptores, corruptibles y corrompidos; prepotentes, avasalladores explotadores y déspotas; tramposos, embaucadores, charlatanes y mercachifles; iluminados, fundamentalistas, sectarios y fanáticos; pedantes, pretenciosos, presumidos y fatuos… sí, todos y cada uno de vosotros estáis condenados. El tío Jack no dejará títere con cabeza.







viernes, 29 de diciembre de 2006

Y la primera víctima es... “Patas de Perro” (¿o es el propio Jack?)


¡Rediez! ¡¿Es que ya en este mundo tan degenerado y corrupto (y teóricamente tan propicio para la maldad) tampoco la maldad puede salir bien del todo?!

Resumiendo: aplicado el procedimiento comentado en el post anterior (los tres dígitos del cupón fueron 116), acabo en un blog de la categoría -Arte y Cultura- llamado “Patas de Perro"

Mil demonios me lleven si mi maldad no ha sido castigada por los dioses: resulta que el perro este (se hace llamar “Quiltro”) nos escribe un blog de poesía experimental que más bien parece un mensaje cifrado de los habitantes de la galaxia Épsilon-Eridani en una noche de borrachera estelar.

Y la verdad, me encantaría agarrar al tipo este y hacer una enorme escabechina de su blog, pero para ello debería comprenderlo primero y, sinceramente, no tengo ni paciencia para tanto, ni nací con sensibilidad suficiente. El filo de mi estilete resbala por sus versos...

Y es que, a medida que me adentro en sus poemas y en sus reflexiones en prosa (puramente poética), voy sintiendo un dolor que empieza en el estómago y se va extendiendo lentamente por mi esófago, hasta alcanzar mi garganta, donde no puedo contenerlo sin retorcerme. Y es entonces cuando descubro que no es un dolor de verdad, sino un aullido de perro. De perro callejero que aúlla a la luna llena en una noche fría de fin de año.

Y ya estoy seducido, convertido en una especie de licántropo, hipnotizado...

Debía ser mi primera víctima, pero su poesía desarmó al malvado.

¿Acaso soy yo mi primera víctima?

Salvado.

3 comentarios:

Jota dijo...

Bien, bien. No está mal.

Saludos, Jack.

PD. El enlace a "Patas de Perro" blog está mal.

Jack el Destripablogs dijo...

Thanks. Corregido.

Quiltro dijo...

En el dentista me fue peor. Honrado de pasar por la inquina de Jack en persona. Gran idea la que has plasmado en tu blog, muchos yo quisiera picarlos finito también. Pero al menos como buen perro callejero saldré corriendo con los restos de los que destaces por aquí.

Saludos y un gran 2007